Preparados, listos ¡ya!

11.gif

    Preparados para jugar, para trabajar en equipo, para obtener alegrías o aceptar derrotas. El deporte contribuye a formar la personalidad de nuestros hijos, potencia su desarrollo físico y les enseña a relacionarse con los demás. En definitiva, representa una especie de mundo en miniatura donde el niño ensaya comportamientos que le servirán en el futuro. Fútbol, natación, baloncesto, judo, tenis, gimnasia rítmica… hay una larga lista para decidir. 

    Los deportes de equipo (fútbol, baloncesto, balonmano) ayudan a nuestros hijos a no pensar exclusivamente en ellos ni en el éxito personal sino en la unidad del conjunto. Lo importante no es quién marca los goles o quién encesta la pelota sino el compañerismo, hacer amigos, contar con el apoyo del otro. Si cada uno va por su lado, el resultado puede ser un partido ganado, pero nuestros hijos no habrán aprendido que el espíritu deportivo es mucho más que eso, es aprender que lo más importante no es uno mismo, sino todos, y que compartir es más importante que disfrutar en solitario.
    El deporte individual (tenis, equitación, judo, natación) estimula la responsabilidad, la disciplina, la constancia y el desarrollo personal de nuestros hijos ante un objetivo. Estos deportes fomentan la importancia de que cada uno es responsable de sí mismo y que por consiguiente el esfuerzo personal, el espíritu de superación y la práctica les hacen mejorar día a día. 

    Para la práctica de cualquier deporte, es importante recordar a nuestros hijos que deben jugar limpio y saber aceptar el resultado obtenido. ¿Cuántas veces hemos visto un niño enfurecido porque ha perdido un partido? Lamentablemente unas cuantas. Pero lo peor es ver que detrás de este niño hay un padre reprendiéndolo por no haber ganado. No olvidemos que nosotros somos un modelo a seguir por nuestros hijos, por lo que debemos predicar con el ejemplo. Las actitudes y el comportamiento que enseñemos a nuestros hijos en los deportes perdurará hasta su edad adulta.
    ¿Qué podemos hacer los padres?

    Desde luego, asistir a los encuentros deportivos en los que participe nuestro hijo y después comentar las jugadas con él.
    Mientras se está de espectador, no jalear a nuestro hijo individualmente sino animando las buenas jugadas del equipo. Un padre o una madre escandalosos son a veces la fuente de muchas vergüenzas por parte de nuestros hijos. Debemos ser un modelo de respeto hacia el juego, que es lo que le pedimos que sea él.

    Animarle cuando pierde no haciendo en ningún caso una montaña de un granito de arena; una derrota no es el fin del mundo. Seguramente, aprenderá mucho de esta derrota y le ayudará a saber manejar mejor las decepciones.
    Felicitarle cuando gane, elogiando su participación y su esfuerzo.

    Hablar con nuestro hijo sobre su experiencia en el equipo, con sus compañeros, con el entrenador.
    Nosotros, como padres, deberíamos hacer el esfuerzo de aprender el deporte que nuestro hijo está practicando ya que será un estímulo más para él poderlo realizar con nosotros o por lo menos conocer las reglas del juego.

    Participar de la vida de nuestros hijos y comentar con ellos sus logros y sus fracasos les ayuda a desarrollar sus habilidades y su capacidad de superación en la vida. Lo aprendido por los niños mientras participan en los deportes no sólo les ayuda a desarrollarse físicamente sino que también se están desarrollando como personas, conformando los valores y el comportamiento de su vida adulta.
    www.solohijos.com
 
  
Anuncios

One Response to Preparados, listos ¡ya!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: