ESPAÑA SIEMPRE VILIPENDIADA

sky blue windy flag
Photo by Pixabay on Pexels.com

¿Por qué? Pienso que, porque los españoles hemos sido siempre ejemplares en la defensa de dos pilares fundamentales: la Catolicidad de la Iglesia, y la Patria, lo que genera envidias, odios, etc. de propios y extraños.

Catolicidad,“ Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, un solo Dios y Padre de todos”. (Ef. 4, 1-6)
Catolicidad y universalidad, porque en ella caben todos los hombres de buena voluntad, sin discriminación de raza, color, o condición social, y manifestada en los últimos mandatos del Señor: “Amaos unos a otros como yo os he amado”, “Id y proclamad el evangelio a toda criatura”. La caridad es amor de Dios, que une. La soberbia, es repudio de Dios, que separa.

Patria, unidad española a la que amamos por ella misma y por tanta gloria como le han dado tantos antecesores nuestros, sirviéndola por amor a Dios.Vivimos unos tiempos en que el mundo intenta prescindir de Dios. Se devalúan, o desvirtúan conceptos como la Patria, la bandera, la familia, y virtudes como, el honor, la lealtad, la honradez, el pudor, etc. Por estos caminos se va a la “cultura de la muerte”, con la eutanasia y el aborto libre, etc. etc.  Solo en España llevamos varios millones de futuros niños sanos, extraídos vivos, descuartizados. ¿Por qué ocurre esto? Porque cuando no hay amor se genera un vacío, un vacío que lo llena el egoísmo. Egoísmo que ahoga los valores espirituales, y se termina dominados por los instintos primarios, como animales.

España, es única, hermosa, acogedora, ha sido el imperio más extendido que han conocido los siglos. Ha dado al mundo la primera lengua universal, el español. La inglesa es la segunda, como se ha publicado recientemente. España, ha dado al mundo figuras universales y sigue dándolas en todos los campos. Descubridores: como Colón, etc. Héroes: entre otros, como Palafox, con los “Sitios de Zaragoza” gesta alabada por los mismos generales y jefes franceses sitiadores, véase el libro “Los Sitios de Zaragoza” escrito por el general francés Lejeune, que intervino en ellos y los vivió en primera persona. España, es tierra de fundadores: como Santa Teresa de Jesús, etc. Místicos: como San Juan de la Cruz. Literatos: como Cervantes. Artistas: como Goya. Músicos, poetas, etc.y tantos que no caben aquí. España, puede presumir de un acontecimiento único, que no se puede pasar por alto: “la venida de la Virgen María, concretamente a Zaragoza.

La Virgen, entonces, vivía en Éfeso (Palestina). La Venerable Sor María Jesús de Ágreda dice en su libro “La Ciudad de Dios” que: mientras estuvo la Virgen en Zaragoza, en Éfeso quedó su Ángel. Ella pues, vino en carne mortal, con el deseo de que se hiciese un templo en su honor aquí, como faro esplendente de fe para todo el mundo. No fue una aparecida, como Lourdes, Fátima, o en tantos otros lugares, sino que, aquí vino en persona. El Pilar, como le llamamos familiarmente, fue el único templo mariano construido en el mundo, en vida de la Virgen.

Podemos estar orgullosos. España no merece un trato despectivo y seguro que todavía tiene mucho que ofrecer al mundo.
Seamos optimistas.

Antonio de Pedro Marquina

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s