SOBRE LA LIBERTAD

Si se niega la naturaleza del ser humano -quién es- difícilmente se podrá plantear su desarrollo y el uso de la libertad, que se materialice en la búsqueda de la verdad y en la realización del bien. Del acierto o error, en esa búsqueda y realización, en su vivir, depende su felicidad y alcanzar su fin último.